Guia de turismo y servicios de Formentera.
Facebook Ibiza Twitter Ibiza
Buscar disponibilidad:
 
Castellano | Català | English | Italiano | Français | Deutsch | Portuguese   
    iniciar sesión      nuevo usuario    
   
inicio
reserva billetes
discotecas
cómo llegar
Vuelos
info visitante
ferrys
FaceBook
golf ibiza
puertos deportivos
ibiza bus
sanidad
consulados
relax
spa
náutica
semana fotosub Formentera
cámara hiperbárica
charter
buceo
puertos deportivos
patrimonio
cultura
museos
ibiza mítica
economía
arquitectura
gastronomía
ibiza noche
playas
ibiza sur
ibiza ciudad
ibiza poniente
ibiza norte
ibiza oriental
geografía
Isla de Espalmador
isla de Formentera
formentera birding
clima
flora/fauna
pueblos
reserva marina
isla de Menorca
historia
SERVICIOS


+info:
Mallorca
Menorca
Formentera
El Hierro
La Gomera
La Palma
Lanzarote
Tenerife
Fuerteventura
Gran Canaria
 
 



Offers online reservations Formentera island, lodging, apartments, moto rent, rent a car.

// publicidad





Arquitectura   

En los años 20 del pasado siglo, un arquitecto escribió "la arquitectura responde a un uso y un fin, desarrollándose desde el interior al exterior, de manera simple y constructiva, buscando la belleza en la proporción, en el orden y en el equilibrio".
Todas estas características están presentes en la arquitectura ibicenca desde el tiempo de los fenicios. La arquitectura popular es la que se hace durante siglos sin necesidad de arquitectos, y esto es lo ocurrido en Ibiza, una arquitectura producto de la memoria genética.


Arquitectura rural





Los poblamientos en la isla son dispersos y en perfecta unión con el entorno.
La excepción está en algunas agrupaciones fortificadas, nacidas de la necesidad de autodefensa del ataque pirata turco como, Las Torres de Balafia:
El conjunto está formado por siete casas y dos sólidas torres sin puerta para evitar la entrada del enemigo, solo se podía acceder por la terraza superior con una escala de mano que luego era retirada en caso de asedio.
La casa ibicenca "el casament", es austera y funcional.

Las construcciones se hacen a la medida del hombre y van creciendo conforme a sus necesidades.
El crecimiento de la casa se realiza en plano horizontal a partir de un habitáculo cúbico y según se necesitan se añaden otras dependencias, dormitorios, graneros, etc. Existe también, "sa casa alta", en plano vertical con plantas tipo piramidal.
El ibicenco utiliza como material primario el marés (especie de caliza blanda) y de mortero la cal con arena, los muros son de 60 a 80cm de espesor; el interior enjalbegado, se prolonga a los huecos y parte de la fachada, en el resto queda la mampostería vista. La cubierta es plana, las vigas son troncos de sabina o pino, encima colocan placas de madera o de marés y luego un amasijo de algas, arcilla y tierra para impermeabilizar en caso de lluvias.

Al exterior se extiende el porche (porxada) cuyos pilares son troncos secos o sillares de piedra que sostienen una enramada.
Muy cerca de la casa está el pozo (FOTO), indispensable en la isla, donde las lluvias son escasas.
Distribución interior: La casa está formada por el "porxo", sala principal, es la zona de reunión y comedor, y por estancias menores situadas a ambos lados de la sala, son los dormitorios y la cocina, adosada a ésta se encuentra el horno de pan (forn) al que se accede desde el exterior.
El mobiliario de toda la casa es austero, en el comedor sillas de enea alrededor de una mesa larga, algunas estanterías de mampostería, repisas empotradas y "el banc gerrer", mueble para poner los cántaros de agua.

Arquitectura popular





Iglesias- " Tres constantes condicionan su construcción, aislamiento, miedo y pobreza", Marques de Lozoya.
Al igual que las casas presentan el mismo diseño y sobriedad, a veces la única diferencia es el campanario. Estos centros de culto servían también de refugio y fortaleza en las muchas épocas de ataque enemigo.
Son construcciones de piedra, de una sola nave y bóveda de cañón, pocas ventanas al exterior y siempre pequeñas. Las fachadas carecen de ornamento, a lo sumo una hornacina o una cruz de madera. Un pórtico con arcadas precede la entrada. Las primeras iglesias - fortalezas pertenecen a los siglos XIV y XV, son las de Sta. Eulalia, S. Miguel, Jesús, S. Jorge y S. Antonio. (FOTO - iglesia S. Jorge)
De finales del siglo XVIII es la iglesia de Sta. Gertudis, así como la de S. Lorenzo, esta es elogiada por el archiduque Luis Salvador como una de las más elegantes de la Diócesis, por sus adecuadas proporciones. Con tendencia a la verticalidad, conjugando la disposición de planos y volúmenes de los diferentes elementos que la componen, el porche rectangular, la cubierta a dos vertientes y el altivo campanario de una sola pared. (FOTO - IGLESIA S. LORENZO).
Molinos- Salpican todo el campo ibicenco. Una construcción que actualmente se esta recuperando del abandono.
El molino de Puig d'En Vals es el único que todavía funciona, es harinero, para moler grano. Se puede ver su interior los jueves en horario de visita.

Arquitectura civíl





Torres fortificadas- Son el sistema de control marítimo. Aunque la mayoría están repartidas por la costa ibicenca, también las hay por el interior, como las agrupaciones de Balafia, estas son construidas por particulares y de factura tosca, las del litoral, levantadas por los poderes públicos están formadas con sillares.
Destacan por su imponente presencia:
Torre d'En Rovira- o Torre de Comte, del siglo XVI, frente los islotes de S' Espartar y Sa Conejera.
Torre de Punta de ses Portes- siglo XVI. De cuerpo troncocónico, con dos plantas cubiertas por una bóveda, y una plataforma superior, está entre las playas de Es Cavallé y Ses Salines.
Torre d'En Valls- del siglo XVII. Tiene una planta inferior, sin puerta, donde esta la cocina, una planta intermedia abovedada y la plataforma superior de ataque y defensa.
Torre de Sal Rossa- o Torre del cargador de sal, esta al final de playa d'en Bossa, fue erigida para defender el puerto de Ibiza.

Arquitectura urbana





Incluso las mansiones señoriales de Ibiza poseen ese rasgo común de sobriedad que se da en todas las edificaciones ibicencas..
Estas casonas poco ornamentadas tienen un aire marcial en sus exteriores de sillares, poseen pequeños patios a cuyo alrededor se reparten las diversas dependencias de la casa.
Están situadas casi todas en D'Alt Vila, la ciudad amurallada. El valor arquitectónico de estas casas reside en el portal de medio punto con dovela, y los escudos heráldicos.
En la calle Mayor existe un conjunto formado por mansiones nobiliarias medievales y renacentistas (siglos XIII a XVII), pertenecientes a la antigua aristocracia de sangre, que se benefició del reparto de tierras en la isla tras la conquista de Ibiza por el obispo Guillen de Montgri.

Arquitectura monumental

DALT VILA- Además de ser Ibiza Patrimonio de la Humanidad, D'Alt Vila ya había sido distinguida por el Estado como Conjunto Histórico Nacional.
Ciudad fortaleza, núcleo originario de la ciudad de Ibiza, es un conjunto de estilos arquitectónicos. Rodeada de murallas desde la época del renacimiento, datan de finales del XVI.
El ingeniero Juan Calvi, que llevaba la obra por encargo del rey Carlos I, partió de los planos de las anteriores murallas medievales, y algunas de estas le sirvieron de base para las nuevas. Esta fortificación formada por siete paramentos y siete baluartes, que cubrían la custodia de toda la ciudad, tiene una forma irregular que se adapta perfectamente a las irregularidades del terreno, contemplando tres desniveles.
A esta ciudad amurallada se accede por cuatro puertas: Portal de ses Taules, Porta des Palomar, Portal Nou y Porta del Soto Fosc.
El acceso natural se inicia en el Portal de ses Taules, flanqueado por dos estatuas romanas halladas en unas excavaciones de la Vía Romana, además, un escudo en relieve, del rey Carlos I, esculpido en el dintel de la puerta completan el ornamento de este acceso que da al Baluarte de S. Juan.
Franqueada la puerta se llega al patio de armas edificado en 1727, es una plazuela con sopórtales, en la planta superior, que antes ocupaban las tropas, se encuentra hoy el Museo de Arte Contemporáneo. Desde este patio de armas se llega a la Plaza de las Ferrerias, y de aquí a la Plaza de la Vila cuyos orígenes pertenecen a la época musulmana, entonces era un barrio de extramuros de las murallas de la época. El perímetro de la plaza esta formado por construcciones sencillas de edificios de viviendas.
Subiendo hacia la izquierda de esta plaza, por la calle Sa Carrosa, aquí podemos ver la estatua de l religioso y literato Isidoro Macabich, llegamos al Baluarte de Sta. Lucia del año 1575, de tal amplitud que acoge encuentros musicales.
Desde el muro de este baluarte se contempla una extraordinaria vista del barrio marinero de Sa Penya.
Seguimos subiendo damos con la iglesia de S. Vicente Ferrer, por todos conocida como iglesia de Sto. Domingo (FOTO), es diferente de todas las demás de la isla: nave con ábside circular, se fue añadiendo capillas con cúpulas, que recuerdan la época morisca, recubiertas de tejas. El conjunto ofrece un aspecto peculiar.
Si seguimos por la calle Sta. María y pasamos por Sa Portella, un pasadizo que atraviesa la muralla, y llegamos al segundo recinto fortificado de la ciudad, nos encontramos ahora en la arteria principal de la ciudad medieval: la calle Mayor, flanqueada por mansiones de alto abolengo, que culmina en la Plaza de la Catedral y que pertenece ya al tercero y último de los recintos de muralla de la época árabe.
En la época cristiana se instalaron aquí las sedes de la Curia (sede de los tribunales), la Universitat (asamblea municipal), la Catedral, y el Castillo de la ciudad. También era lugar de mercado, los mercaderes se resguardaban en los sopórtales que hoy ya no existen.
La Catedral -






Los conquistadores de Ibiza a los moros, Guillermo de Montgri, Pedro de Portugal y Nuño Sanz hicieron un voto a la Virgen, si ella les protegía y su empresa llegaba a buen fin, juraron erigir una Iglesia en su nombre.
Así en 1235 consagraron una parroquia en el mismo lugar que ocupaba la mezquita de Yebisah, fue llamada Nuestra Señora de las Nieves.
Pero no se edificó hasta finales del siglo XIII, esta construcción gótica se reformó en el siglo XVIII. El exterior es severo y horizontal, con robustos contrafuertes, escasos ventanales, únicamente la torre rompe un poco la sobriedad.
El Castillo-
Situado entre los Baluartes de S. Bernat y S. Jordi, ocupa el solar de lo que fue la Alcazaba árabe. En el subsuelo se han encontrado restos arqueológicos de viviendas árabes y pozos púnicos.
Fue en el siglo XVIII cuando se hicieron las reformas que le dieron su aspecto actual. Actualmente en reformas se ha recuperado la Torre del Homenaje, posiblemente árabe.

subir     imprimir página
 
inicio
reserva billetes
vuelos
agencias de viajes
alquiler coches
Casas lujo
Agroturismo
apartamentos
hostales
aparthoteles
Hoteles * * *
Hoteles * *
Hoteles *
Hoteles * * * *
Hoteles * * * * *
RESERVAS ONLINE
internet
compras
construcción
náutica
inmobiliaria
ocio
restaurantes
servicios
TURISMO
 

    // publicidad




   

    . Enlaces Ibiza
    . Enviar postales
    . Mapa web
    . Meteorología
    . Agregar a favoritos
    . Configurar pág. de inicio
    . Recomendar a un amigo


    . guía comercial
    . guía turística
    . galeria fotos
    . mapa de la isla de ibiza
    . ofertas - noticias
    . foro de debate
    . agenda
Ibiza. Eivissa © 2015 Mediterrània Networks, S.L. | aviso legal | publicidad | contacto | info